MARIO MURUA (1952) /SIEMPRE ME ESPERAN

mar1

  • Decía Richard Wollheim que la expresión pictórica ha de estar controlada y fomentada por la memoria reflexiva de la emoción. Incluso cuando el artista está pintando, esta actividad suscita la reflexión y la memoria.

mario-murua-oleos-sobre-papel-arches-D_NQ_NP_582211-MLC20504840050_122015-F

  • Por lo tanto, el chileno MURUA, al interrogarse sobre el mundo, ha de crearlo primero desde un nueva concepción plástica que desde distintos parámetros de dibujo y color le proveen de un amago de verdad, la que al serle insuficiente, le obliga a continuar su quehacer de por vida.  

mar3

  • Es todo lo contrario a una pintura ilusionista, ya que no tiene fondo óptimo en que recalar, pues sus enunciaciones vienen unas detrás de otras en un diálogo imparable y en una regeneración constante. Mas acaban habitándonos.

mar2

Hasta en los mocos hay linajes: unos son sorbidos y otros guardados en encajes.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.