MARTYN BREWSTER (1952) / ME BUSCAN PARA ANIDAR

  • Decía Merleau-Ponty que lo propio de la imagen artística es proyectar, en su creación, un sentido que anteriormente no existía, que no estaba dado.
  • El inglés BREWSTER, entendiéndolo así, deja que el punto de partida de la obra tenga lugar bajo unas pautas no concebibles hasta que, tomando distancia, cada fusión cromática, cada fragmento, cada mancha, cada trazo, cada textura, busquen y consigan ensamblarse conforme a la decisión concebible que demandan del autor.
  • El encuentro que se lleva a cabo enciende la superficie de espectros y visiones que invaden el espacio óptico del observador, que se queda descifrando su reflejo dentro de estos mundos internos que son insondables y enigmáticos.
  • Notas truncas que se callaban podían dar al mundo lo que
  • faltaba

(Emilio Adolfo Westphalen)

Publicado por Goyo

Escritor de arte, coleccionista.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: