JORGE PIETRA (1951) / AL FINAL ACABO PRISIONERO

  • Lo que es ya usual es que las obras de arte sometan a nuestro juicio y contemplación reflexiva su contenido, el medio de representación utilizado y la adecuación o inadecuación de ambos.
  • En el caso del argentino PIETRA, su obra son ventanas que hasta rebasan el marco que las contiene, que tienen una multiplicidad de planos en uno, que cuando creemos que es descifrable ya no lo es a medida que la vamos observando.
  • Sus imágenes parecen que brotan a la vez todas en un momento determinado y son caleidoscopios que se manifiestan como formas y colores en el sueño devorador de los que las contemplan. Tiene formato de tiras pero su configuración es precisa y enloquecedora, y sus significados están abiertos y cabalgan unos al mismo tiempo que otros. Su imaginario no es concluyente porque está esperando continuación y nuevas metáforas y laberintos.
  • Sólo loca la muerte ha de matar un niño,
  • apagar un amor que no ha nacido
  • y secar unas lagrimas que no han corrido nunca.

  • (Miguel Otero Silva)

Publicado por Goyo

Escritor de arte, coleccionista.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: